Compartir en Redes Sociales
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Menores ingresos por intereses, comisiones y otros, además de un incremento en las reservas para enfrentar posible deterioro de la cartera, impactaron en sus resultados.

Durante el 2020, la pandemia del Covid-19 afectó a las ganancias de los bancos que operan en México. Aunque en todo el año obtuvieron utilidades por 102,121 millones de pesos, esto representó una disminución real de 39.6% respecto al 2019 cuando fueron de 169,119 millones, así lo evidencia el reporte a diciembre que presentó la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

El sector no había registrado disminuciones en la utilidad desde el 2014, cuando el beneficio fue de 116,722 millones de pesos, una reducción real del 14.6% en su comparación con lo obtenido en el 2013.

Lo anterior tiene una explicación. Con base en la información de la CNBV, los bancos registraron menores ingresos por intereses, comisiones y otros ingresos, a lo anterior se sumó una mayor creación de reservas o estimaciones preventivas para riesgos crediticios, ello, para enfrentar un posible deterioro de la cartera por la crisis económica derivada de la pandemia, la conjunción de estos factores se reflejó en menores ganancias.

De diciembre del 2019 a diciembre del 2020, las estimaciones preventivas para riesgos crediticios se incrementaron 32.8% para ubicarse en 195,000 millones de pesos.

Los siete bancos más grandes que operan en el país, tuvieron una baja en sus utilidades durante el 2020.

BBVA, que en el 2019 ganó 49,222 millones de pesos, en el 2020 su beneficio bajó a 36,172 millones. En Santander pasó de 21,331 millones a 20,144 millones en el periodo; mientras que Citibanamex presentó la reducción más fuerte al pasar de 20,154 millones a 7,440 millones.

En tanto en Banorte, la utilidad disminuyó de 27,493 millones de pesos en el 2019 a 20,384 millones en el 2020; en HSBC incluso hubo pérdida, pues pasó de un resultado positivo de 7,374 millones a -708 millones; mientras que en Scotiabank pasó de 4,948 millones a 3,020 millones; y en Inbursa de 6,945 millones a 6,791 millones.

Cartera cayó 5.3%

Un reflejo de lo anterior, es la caída de la cartera de crédito. De acuerdo con la CNBV, ésta se contrajo 5.3% de diciembre del 2019 a diciembre del 2020, para ubicar el saldo en 5.16 billones de pesos.

Por portafolio, los créditos comerciales mostraron en el último mes del año una caída real de 6.2% en su comparación anual; mientras que los de consumo se desplomaron 11.4%; mientras que los de vivienda, en contraparte, siguieron con un crecimiento, ahora de 5.5 por ciento.

Morosidad con ligero incremento

Al cierre del año, la morosidad seguía en niveles relativamente bajos con 2.56%, un marginal incremento respecto a 2.20% de diciembre del 2019.

En la cartera comercial la morosidad fue de 1.47% en diciembre del 2020; en consumo de 5.36% y en vivienda de 3.35 por ciento.

 

El economista.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •