De enero a octubre del presente año, la UIF ha bloqueado 5 mil 325 millones de pesos por presunto lavado e investigado a 858 personas.

En 2018, último año de la administración del presidente Enrique Peña Nieto, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda bloqueó recursos por 17 millones de pesos e investigó a 57 personas presuntamente relacionadas con operaciones de lavado de dinero y corrupción, las cifras más bajas de las que se tengan registro oficial desde 2015. 

Estos números contrastan con los 858 millones de pesos bloqueados y las 748 personas investigadas en 2016, y los 102 millones de pesos congelados y 457 personas indagadas en 2017, de acuerdo con los datos más actualizados de la UIF.

En la presente administración, sin embargo, de enero a octubre del presente año, la UIF informó que ha bloqueado 5 mil 325 millones de pesos por esta misma actividad e investigado a 858 personas.

En montos totales, la actual UIF ha bloqueado en 10 meses más recursos, en un 545%, que los tres últimos años de la administración de Enrique Peña Nieto, a pesar de que en dicho periodo se destaparon multimillonarios casos de corrupción como La Estafa Maestra, o los presuntos sobornos entregados a autoridades mexicanas por parte de la constructora brasileña Odebrecht. 

Entre las personas cuyas cuentas fueron congeladas por la actual UIF, por presuntas actividades de lavado de dinero y corrupción, se encuentran exfuncionarios como Rosario Robles, extitular de Sedesol y Sedatu, quien hoy enfrenta un proceso penal por La Estafa Maestra; Emilio Zebadúa, exoficial mayor de Rosario Robles;  Emilio Lozoya, exdirector de Pemex prófugo de la justicia tras ser acusado de recibir sobornos millonarios de la constructora Odebrecht. 

También está en la lista Carlos Romero Deschamps, exlíder del sindicato petrolero de Pemex acusado de lavado de dinero y enriquecimiento ilícito.

Las pruebas contra un líder sindical

Durante su intervención en la conferencia titulada: “Corrupción, lavado de dinero y elecciones” que se celebró en el Tribunal Electoral de la Ciudad de México, el actual titular de la UIF, Santiago Nieto, habló sin mencionar nombres sobre al caso de un líder sindical prófugo de la justicia quien fue investigado por la instancia a su cargo, el esquema de presuntos sobornos del extitular de Pemex, Emilio Lozoya, y la trama detectada en el financiamiento del documental “Populismo en América Latina”.