Las instituciones bancarias de Asia, ven a México como un mercado con potencial. Los bancos asiáticos tienen capital suficiente para apostar por negocios en México y la competencia será buena para México en donde siete bancos concentran el 90% de la banca.

El Industrial and Comercial Bank of China (ICBC), el banco más grande del mundo, fue la punta de lanza de las instituciones asiáticas que buscan llegar a México a invertir y que podrían ser un impulsor de la banca en el país.

El banco inició operaciones en México el 6 de junio de 2016 su tamaño relativo a nivel mundial es de 350,000 millones de dólares (mdd). Su apuesta en el país es financiar con 10,000 millones de pesos (mdp) proyectos de infraestructura, energía, telecomunicaciones y manufactura.

 “La llegada de la banca asiática al país es sumamente positiva. Lo que requerimos es una mayor competencia para reducir los costos del crédito. La banca mexicana tiene grandes oportunidades de mejorar en cuanto a reducir los costos de transacción, ya que es cara en costos administrativos y una mayor competencia te obliga a ser más eficiente”, comentó en entrevista Enrique Díaz Infante, director del Programa de Sector Financiero y Seguridad Social de Espinosa Yglesias.

México es un mercado donde se pueden expandir los grandes actores, en especial los sectores con más necesidad para México.

“Si llegan más bancos asiáticos, bienvenidos, mientras el crédito se direccione a los problemas del país, que es un mayor acceso al crédito del sector productivo, las Pymes e incluso también si sólo vienen a invertir en infraestructura”, comentó Díaz Infante.

El 27 de junio de 2016, la Junta de Gobierno de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CBNV), autorizó a Bank of China, subsidiaria de Bank of China Limited, operar en el país como institución de banca múltiple.

Bank of China, el cuarto banco más grande del mundo, ofrecerá productos y servicios financieros especializados en comercio exterior, con empresas con operaciones comerciales con China.

Otra institución que ya fue autorizada por la CNBV para operar, es el banco coreano Banc Shinhan. Esta institución contará con un capital de 650 mdp, ofrecerá productos y servicios financieros a las cadenas de valor generadas e impulsadas por las empresas coreanas que operan en México. Los apoyos irán principalmente enfocados a las industrias automotrices, acero y electrónica.

Un tercer banco asiático (coreano) que ya podrá operar en el país es Mizuho Bank México, que cuenta con un capital de 2,600 mdp y ofrecerá durante su primer año productos y servicios financieros a empresas del sector automotriz y manufacturero.

“En este momento sólo siete bancos (cinco extranjeros) controlan el 90% de la banca, entonces, mientras más competidores haya, el consumidor se verá beneficiado en costos de operación y el acceso al crédito a un menor costo. No veo ninguna desventaja de que vengan más bancos”, platicó Díaz Infante. 

Retos en la banca

México tiene una penetración del sistema bancario en relación al PIB muy baja, pasó de 26.9% a principios del sexenio a 32% del PIB.

“Esta penetración es muy baja, ya que el promedio de América Latina es de 50% del PIB y en Brasil es del 69%, Chile 75% y Estados Unidos está en niveles del 120%. Aunque en México aumentó la penetración del sistema bancario y las reformas al sistema financiero han sido positivas, hay una gran necesidad de mayor penetración”, Díaz Infante.

En 2016, el sector Banca Múltiple estuvo integrado por 47 instituciones en operación, tres instituciones más que las que operaban al cierre de diciembre de 2015, debido al inicio de operaciones de Banco Sabadell y Banco Finterra en enero de 2016 y de ICBC en junio del mismo año.

La cartera total de crédito creció 12.9% con relación a diciembre de 2015 con lo que alcanzó un saldo de 4.3 billones de pesos (bdp). Por segmentos, los incrementos anuales fueron 13.8% en cartera comercial, 12.4% en consumo y 10.3% en vivienda.

El mayor problema que impide la penetración de la banca, según el especialista de Espinos Yglesias, es la informalidad. “Las empresas en México muchas de ellas se mueven en la informalidad y en la seminformalidad. Hasta que de lado de la demanda no logremos resolver esos problemas yo veo difícil que los bancos logren aumentar la penetración del crédito”, platicó Díaz Infante.

De cada 100 pesos en la economía mexicana, 25 son generados por los empleados en la economía informal. 

China y México

El proteccionismo que encabeza Donald Trump y la posible renegociación o salida del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), son factores determinantes para que México busque otras naciones con las cuales pueda negociar, pero el proceso no es nada sencillo.

“Definitivamente tenemos que ampliar nuestro horizonte de relaciones a la luz del proteccionismo de Estados Unidos. Lo que va a ver con China es un mayor entendimiento, un fortalecimiento de las relaciones ya que  hay oportunidades tanto de inversión como de comercio”, destacó el director del Programa de Sector Financiero y Seguridad Social de Espinosa Yglesias.

A pesar de que China figura como una posible alternativa, lo cierto es que será imposible sustituir a Estados Unidos en su totalidad.

“La distancia con China sube los costos y además el poder de compra de los chinos no es comparable con el poder de compra de los estadounidenses”, dijo Díaz Infante.

Hasta el momento Estados Unidos había hecho un modelo enfocado en el bienestar del consumidor, ahora está cambiando el paradigma y está queriendo beneficiar al trabajador a costillas del consumidor y queriendo beneficiar al trabajador a costillas del consumidor y de los accionistas de las empresas.

Forbes México

Queremos ser parte de su equipo…

La Experiencia hace la Diferencia.

febrero 15, 2017